La Invitación

Creación 2010

La primera vez que salió el sol en Chile dos fenómenos se produjeron : primero una luz caída  del cielo ; después, un color negro mancillado por un disco roto descrito por los pintores como un farol que se parece a la luna.

Y luego la vida se complicó.

Unas chinches clavadas en un pizarrón de escuela han dibujado los signos del zodiaco y con ello la idea del infinito.

Es de allí que viene la Pequeña Giganta y su tío el Buzo a pasear en el fondo de los océanos. Ellos y otros Gigantes atraviesan los universos. Jamás envejecen.

Cuando sonó la hora del Bicentenario de la Independencia, el pueblo de Chile invitó a estos dos Gigantes a su gran celebración.

Desde su llegada a Santiago, la tierra los saludó bajo la forma de un géiser brotando del suelo. La Pequeña Giganta a su vez invitó a la población a ir de picnic en el parque O'Higgins. Después tomó su barco que flota sobre las avenidas en busca de su tío para asistir a la invitación.

© Jean-Luc Courcoult, autor, director - Fondador de la compañía Royal de Luxe

La Invitación - Partida de revista de prensa

La segunda – 29/01/2009 - Ximena Veas / Jessica Cerda

« La Pequeña Gigante despertó y revolucionó Santiago. »

 

La Cuarta – 14/07/2009

«La ‘Pequeña Gigante’, la marioneta XXXL, de 7 metros, que el año 2007 recorrió las calles de Santiago reuniendo a miles de personas a sus paso, volverá a aplanar el pavimento por la capital, y esta vez con grandes novedades. »